La autopsia de Anne Heche arroja nuevos datos de su trágico fallecimiento

La autopsia de Anne Heche arroja nuevos datos de su trágico fallecimiento

Tras su muerte el 11 de agosto de este año, mucho se había especulado sobre las causas del accidente en el que se había visto envuelta Anne Heche. Sin embargo, las pruebas descartaron que la actriz estuviera bajo los efectos del alcohol el día del accidente que terminó con su vida.

La actriz impactó contra una vivienda en Los Ángeles y su carro se prendió en llamas, por lo que los bomberos tuvieron que trabajar duro para apagar el incendio y poder liberarla. Pese a llegar incluso a hablar con ellos durante unos minutos, quedó inconsciente.

Aunque no falleció en el momento, permaneció en coma durante una semana, en muerte cerebral, en el centro de quemados Grossman. Ahora, un portavoz del forense de Los Ángeles ha aportado a medios internacionales, que según el informe, la celebridad no habría consumido drogas ni alcohol justo antes del accidente, y los restos hallados corresponderían a un momento anterior.

“La sangre tomada tras su ingreso hospitalario mostró la presencia de benzoylecgonina, el metabolito inactivo de la cocaína. Eso significa que ella usó en el pasado, pero no en el momento del accidente”, así lo informó un portavoz forense.

Según los resultados del informe, las causas del fallecimiento se deben a que las graves fracturas sufridas le provocaron un dolor terrible y dificultad para respirar, por lo que le faltó oxígeno. “Las fracturas externas que tenía le causaron mucho dolor a la hora de respirar dentro del vehículo, lo que le causó problemas a la hora de inhalar oxígeno, y ello contribuyó de forma significativa a su muerte” detalla el informe.

Asimismo, en esta falta de oxígeno también influyeron las fuertes quemaduras sufridas por la actriz durante el incendio, que impidieron que su cuerpo pudiera absorber correctamente el oxígeno.

Con información de Nota de Prensa